Tailandia: Comiendo escorpiones


A breves segundos del desastre

Viaje

  Bueno, un post corto pero que ofrece lo que promete. Al fin me he comido un escorpión, o mejor dicho la mitad. No sabe hyper mal, solo sabe asqueroso. Sobre todo porque se le notan los pelos, que aunque no lo parezca tiene mini-pelos. Me comí una pinza, Zara la otra, y luego probé la mitad (la cabeza y un poco de cuerpo) y al notar las patas en mi boca decidí que era suficiente. Me ayudó una Coca-Cola que me compré luego. Un poquito de escorpión con Coca-cola, todo como muy sano.



Y algunas fotos para el recuerdo.

El proceso en fotos


Una simpática señorita me ofreció un suculento manjar








Sabe a lo que mi cara representa.

  Hay cosas peores por probar, como las tarántulas, pero eso para mi si que es un poco inviable, me dan mucho asco. Si me animo a lo mejor también lo pruebo pero me costaría una barbaridad, las cucarachas me costaría menos.

----------------------------------------
 Busca más posts interesantes en el Indice.

Comentarios

Publicar un comentario