miércoles, 18 de septiembre de 2019

Shanghai: Sensaciones negativas tras el primer día en China


Viajes

Mal

  Son las 23:50 de la noche, hoy ha sido mi primer día en Shanghai y tengo ya material para al menos 5 posts. Tengo muchas cosas que contar, he vivido varias cosas pero voy a empezar por el principio, voy a hablar de mis primeras sensaciones.

Me siento muy enfadado, me siento muy enfadado conmigo mismo y con el mundo. Me siento muy disgustado y no me voy a poner a escribir insultos porque eso no lleva a ninguna parte y queda mal en mi blog pero estoy muy enfadado. Ahora bien, la única persona que tiene la culpa soy yo y eso es lo que hace que me sienta aún más enfadado, no menos.

Todo es una (insulto) mierda, ala, ya lo he dicho. 

Pero vamos a empezar por el principio. Hoy me he pasado todo el día callejeando por Shanghai, he estado en Nanjing Road, en el museo de historia natural y en un par de sitios que contaré luego en otra publicación pero no ahora mismo porque este no es el tema de este post.

Lo que ahora mismo mi mente me esta diciendo es “¿Porque (insulto) pudiendo ir a cientos de países paradisiacos donde la gente es majísima te vas a una puñetera ciudad de 26 millones de habitantes donde claramente no eres bienvenido ni de lejos, y donde por si eso no fuera poco uno no puede usar los medios más básicos para viajar, como son Google maps o similares, que clase de (insulto)(insulto) eres?”

Una parte de mi mismo me esta diciendo ahora mismo que soy un (insulto) gilipollas (este segundo insulto lo meto porque estoy hasta los (insulto) de la censura) y otra parte de mi me esta diciendo que soy un maldito héroe, y no se cual de las dos tiene la razón, y no es si ese es un problema o simplemente una evidencia empírica.

Así, a bote pronto, tirando una moneda al aire se me ocurren varios países a los que pudiera haber ido que son más baratos y mucho mas agradables, así a bote pronto puedo decir: Filipinas, Vietnam, Korea del Sur, el infierno,… Pero no, me he venido a un país… bueno…

Pero bueno vamos por partes…

Las partes

Hay dos factores que he observado claramente en este primer día:

Soy el único extranjero de los 26 millones de personas. Si, evidentemente es una exageración y seguro que hay cientos de miles de extranjeros pero no he visto ninguno. Tras no parar de andar durante todo el día por sitios muy emblemáticos no me he cruzado, literalmente, a ningún occidental. A lo mejor me he cruzado con turistas que no he sabido reconocer como tales, ya que para mi lo sasiáticos son todos muy similares y no distingo a un japones de un chino (aún). Pero nada, ni de lejos. El único con los ojos no rasgados a cientos de kilómetros.

La gente me mira con un profundo desprecio, algunos lo ocultan mejor y otros peor. Y cansa, cuando estas todo el rato rodeado de gente que o no te mira o te mira mal al final cansa. Y volvemos a lo mismo, seguramente estoy exagerando, pero me da igual, este es mi blog y digo lo que quiero en el.

Me siento como si fuera negro y me hubiera metido, sin querer, en una reunión del Ku Klux Klan.

Ha llegado un momento en el cual literalmente me ha apetecido coger un avión e irme a cualquier otro sitio del planeta. Por Dios, hasta Camboya era mejor… Bueno, no del todo pero casi.

A ver, llegados a este punto a lo mejor estoy exagerando. He estado pensando detenidamente la razón de mi malestar y pueden ser varias cosas. Sin duda alguna es un shock cultural, eso es tan seguro como,…. no se, algo seguro, ahora no se me ocurre.

El día ha empezado mal ya cuando me he dado cuenta de que aunque mi hotel esta muy bien esta a 1 hora y media del “centro”. Si, 1:30 horas del centro de Shangai. Hoy he ido y he vuelto dos veces, lo cual quiere decir que hoy me he comido 6 horas de metro, 6 horas de metro lleno de chinos y como no podía ser, de pie. Me (insulto) en la (profesión) si eso no es integración cultural.

No estoy contando las no se cuantas horas que me he pasado andando por Shanghai, pero solo en ir y volver me he pasado ya 6 horas de pie. Y eso, señores, es una (insulto)(insulto). ¿Que sentido tiene ir a ver una ciudad si te pasas todo el día en un metro que es idéntico al metro de cualquier otro lugar?

El gran problema hoy ha sido que me he levantado a las 7:00 de la mañana y he cogido el metro a las 8:00, he estado de 10:00 a 16:00 pateando la ciudad, contaré en otro post lo que he visto. Luego me he vuelto y he llegado hacia las 18:00, pero hacia las 19:00 me he dicho que me apetecía hacer algo, no quedarme en el hotel, entonces he salido y he llegado a las 22:00 al centro, estaba todo oscuro y desierto, y como no tengo el (insulto) Google maps y las alternativas son una (insulto)(insulto) entonces me he tomado algo y he vuelto. Y aquí estoy, quejándome y sintiéndome (insulto) mejor por ello, porque así mi futuro yo no hará una (insulto) cagada igual en el futuro y se irá a una (insulto) playa llena de lujos por un precio ridículamente más bajos.

(insulto) (insulto) (insulto) – Esta frase ha sido baneada porque consiste en solo insultos.


No, ahora en serio, mientras escribo esto me río (por no llorar), pero me siento muy molesto, a una parte de mi le apetece ponerse a llorar y me gustaría saber la razón. Lo he estado pensando detenidamente, un buen rato, y creo que se cual es la razón. Son los síntomas de un shock cultural pero lo voy a explicar bien, sinceramente solo el estar escribiendo sobre ello ya me calma porque me ayuda a ver la situación desde un punto de vista menos personal y más alejado de la situación.

Es (insulto) que tras 1 año viajando el (insulto) shock cultural me venga ahora, pero sinceramente tengo que ser un (insulto) retrasado si pensaba que no me iba a pasar esto. El 90% de mi ser se esta cagando en todo, pero es cierto que hay otro 10% que lo ve desde otro punto de vista, pero a ese (insulto) otro 10% le daré voz más adelante porque el 90% de mi ser esta enfadado ahora mismo con ese (insulto)  10%. Que te (insulto) 10%.

Tranquilo

  A ver, paciencia, paz y amor. Estoy sufriendo un shock cultural porque estoy rodeado de 26 millones de personas para las cuales no les importo una (insulto) mierda. Lo peor no es eso, lo pero es saber que me quedan por delante 5 días. Si, no parece nada, se que mucha gente puede estar pensando que eso no es nada al leer esto, y con toda la razón del mundo porque es totalmente cierto que no es nada, pero si crees que no es nada estar 5 días rodeado de chinos que cuando hablan parecen que hablen chino (ojo, broma con juego de palabras) pues te animo a venir y ver lo agradable que es todo. Estoy en el culo del mundo, rodeado de gente con cara de mala leche y me siento totalmente solo. Saber que tengo mi casa y “mi gente” en Tailandia no ayuda. Por dios, como hecho de menos Tailandia ahora mismo. Te quiero Tailandia, te mando besitos desde la (insulto) China.

¿Sabeis que es lo que más me gusta de Tailandia? Ahora que estoy aquí lo noto aun más. A la gente le importas. Si, y no por ser extranjero, la gente se mira a los ojos, la gente se sonríe y la gente se ayuda, hay un buen rollo que te cagas. Al ir al aeropuerto desde mi casa en Tailandia hasta el aeropuerto el conductor me estuvo contando su vida, haciendo un esfuerzo por hablar inglés (era profesor de violín en su tiempo libre), sabéis lo que me ha contado el taxista de hoy cuando me han cerrado el (insulto) metro en mi (insulto) cara? Una (insulto)(insulto), eso es lo que me ha contado el (insulto) taxista.

Interludio

Este post puede estar siendo un poco demasiado emocional, pero sinceramente  es lo que necesito ahora mismo, soltar toda esta “ira” y como me conozco muy bien se que mi forma de expresarlo es escribiendo. Todo esto lo podría estar escribiendo en mi diario personal que nadie lee pero opino que es totalmente necesario que lo haga aquí por dos razones. Primera porque cuando lo lea en un futuro me reiré como nunca me he reído recordando este (insulto) momento. Segundo porque si hay alguien que experimente alguna vez un shock cultural le puedo dirigir a este post o directamente a mis posts de Shanghai y decirle “pues ahí puedes ver mi desarrollo emocional en China”.

Volviendo a la realidad

  Si, estoy destrozado emocionalmente, eso es así. Me siento como si me hubieran dado una paliza energética y emocional. Lo noto en mi cuerpo, literalmente, es físico.

Pero antes que nada me gustaría decir que posiblemente esto no tenga nada que ver con China. A todos nos pasa que alguna vez un país o un lugar se te resiste sea por cual sea la razón, digamos que hay algo que activa algo en ti que te hace sentir como una mierda. A mi me ha pasado en China. Aunque bueno, pensándolo fríamente si, seguramente sea por ser China. Adiós a Google, adiós a Facebook, adiós a Instagram, adiós a Whatsapp,… si tuviera una urgencia y tuviera que hablar con alguien no podría, ya que aquí absolutamente nadie habla la lengua de Shakespeare. Y se que estoy exagerando pero es así como me siento.

Ahora bien, ahora que me estoy calmando un poco hay otra parte de mi, ese 10%, que me esta diciendo otra cosa, lo que me esta diciendo es:

“Eres un (insulto) héroe. Has cogido y donde cuando el mundo se hubiera ido a un lugar agradable tu has cogido la opción mas difícil y que además no otorga ningún beneficio de ningún tipo. Solo que es un reto. Y lo has hecho solo por ello.”

Me siento super deprimido emocionalmente hablando, esa es la verdad.

Sinceramente, para ser sincero tanto conmigo mismo con el lector creo que ha sido una (insulto) mala idea venir aquí. Y espero a ver lo que pienso de todo esto dentro de una semana.

Dicho esto en los siguientes posts voy a tratar de ser un poco más “positivo” pero esos son mis pensamientos de ahora mismo y me parece correcto compartirlos porque es la verdad y no tiene sentido ocultarla.

---------------------------------------- 
 Busca más posts interesantes en el Indice.

No hay comentarios:

Publicar un comentario