viernes, 1 de mayo de 2020

Javea: "The Last Dance": Épico, mítico e inmortal Michael Jordan (y sobre las rutinas)


Reflexiones y vida

Netflix

 Antes que nada decir que voy a dejar de hacer los posts sobre el coronavirus, a no ser que pase algo importante, porque tampoco hay mucho tema. Ahora mismo tres millones de infectados y más de 200.000 muertes, pero quiera o no eso no esta presente realmente en mi vida ahora mismo. La pandemia crece y el mundo sigue, simple y llanamente.



Al fin y al cabo este es un diario, un diario "personal", no tan personal para compartir nada que sea privado pero si un lugar en el que si alguien quiere recordarme dentro de 100 años (sobrinos, nietos, o lo que sea) puedan hacerlo. Eso sin olvidar que muchas veces yo mismo soy el que me re-leo para comprender mi punto de vista de algo en el pasado.

Sea como sea no he venido aquí a hablar de estas cosas, sino de un acontecimiento que "ha cambiado mi vida": el documental "The Last dance" de Netflix.

Decir que ha cambiado mi vida es un poco bastante exagerado, pero si que me ha ayudado a realinear mi vida. Me considero una persona que ha cumplido siempre sus objetivos, objetivos como terminar la carrera universitaria, encontrar trabajo en Madrid, Barcelona y Valencia, viajar solo por Asia más de un año, mantener una relación de pareja durante más de 5 años, perder 20 kilos en 6 meses... Pero hay algo que siempre me ha costado un poco, que es el mantener una rutina en determinados temas, sobre todo en el tema deportivo.

Estoy, como toda España ahora mismo, en cuarentena en casa, y llevaba un par de días sintiendo que me faltaba algo, y ese algo era ver el documental de Michael Jordan de Netflix.

Antes que nada decir que no es el mejor documental del mundo. El documental de "Tiger King" es mucho más loco y divertido y el de "F1 drive: drive to survive" es, para mí, más interesante. Pero este, el documental de Jordan, es uno de esos documentales que te hacen replantearte la vida, al menos eso es lo que me ha pasado a mí.


Michael Jordan

 No me gusta el baloncesto, esa es la verdad, y aunque tras ver parte del documental he visto algún partido, como la final del 98 entre los Chicago Bulls y Utah Jazz, no voy a seguirlo, así como sigo a muerte la Fórmula 1. Pero este documental no va sobre el baloncesto, sino sobre Michael Jordan, que es una cosa totalmente diferente.

Hay un momento en el cual uno de los grandes del baloncesto, no recuerdo si Magic Jhonson o Larry Bird, u otro, dice que ver jugar a Michael Jordan era como ver a un dios que había tomado el cuerpo de este para jugar a baloncesto. Esa locura que se vive en Argentina por Maradona es un poco lo que se siente en los Estados-Unidos por Michael Jordan, solo que esta vez con razón.

Para entender todo mejor hay que ver el documental pero la historia de Michael Jordan es la historia de como una persona "bajita" (menos de 2 metros), llega al deporte más importante de américa y le da la vuelta a todo por su mentalidad y trabajo duro. Y su equipo pasa de no haber ganado nunca a ganar la NBA durante varios años seguidos.

Michael Jordan es la historia de una especie de avatar del deporte, no una persona, sino una leyenda. Una de esas personas que solo por verlo en pantalla te trasmite una sensación de querer ser mejor persona, es como el Obama en la política pero en deportista.

Michael Jordan para mi es una mentalidad, la mentalidad de que se puede perder 1000 veces y aún así hay que seguir insistiendo hasta conseguir lo que uno quiere, pero siempre con deportividad y buenas formas, siempre desde el respeto y tratando no de hundir al otro sino de mejorar a uno mismo. Todo esto se puede ver claramente en su relación que tuvo contra los Detroit Pistons por ejemplo.

¿Pero como me ha cambiado a mi ver este documental? Bueno, ver 4 capítulos, como van sacando dos por semana aún no he visto todo... Pero sea como sea he decidido perfilar mis objetivos personales. Tengo un objetivo personal para dentro de más de 2 años, cuando tenga 35 años. Si todo sigue bien por esas fechas y el mundo no se ha hundido en la destrucción y el caos quiero un cambio personal a varios niveles.

Por un lado voy a tratar de meterme en el mundo de los hoteles, cosa que ya debería haber empezado pero esta en espera por, como no, el coronavirus, pero también me he puesto como objetivo "ser deportista", queriendo decir con esto el querer meter el deporte en mi vida. Quien me conoce sabe que no soy muy deportista, pero ver este documental me ha hecho replantearme este aspecto de mi vida.

Para ello he hecho un poco lo que Jordan comenta, no en la serie sino en un vídeo que vi por youtube, que es la importancia de las rutinas. Me he bajado una app para el móvil, "Repeat habit tracker" que sirve para adquirir hábitos, y me he puesto un nuevo habito que quiero adquirir, que es el de hacer deporte tres veces por semanas. Lunes, miércoles y viernes. Hacer cada uno de esos días una parte del cuerpo (brazos, espalda, piernas...) y ponerme fuerte. Y si no puede darse la situación, como ahora, por la cuarentena, buscar la alternativa. Realmente ya lo estoy haciendo, esta semana he salido a correr esos día por mi parcela, que es legal.

Pero quiero ir poco a poco, sin prisa pero sin pausa, para meter el deporte en mi vida como algo rutinario.

Se que lo que estoy decidiendo hacer no es nada del otro mundo, conozco a muchos amigos, la mayoría, que tiene una rutina de gimnasio y están muy fuertes, pero digamos que nunca me había visto tanto en ese aspecto, era algo a lo que le daba menos importancia, también seguramente por el continuo cambio de entornos que he tenido en los últimos 10 años en los cuales he vivido en Madrid, Barcelona, Valencia, Tailandia,...

Pero quería escribir sobre esto porque lo veo como un nuevo habito que quiero adquirir en mi vida, para siempre. Con la meditación por ejemplo es algo que hice hace ya más de 10 años y lo sigo haciendo con lo cual se que soy perfectamente capaz de ponerme una rutina y seguirla, pero por alguna razón al deporte no le había dado tanta importancia, hasta ahora.

Ahora tengo un modelo a seguir, una persona en la cual ver reflejado ese espíritu de continua mejoría mental y física: Michael Jordan.


Y eso es todo, ya he empezado con una rutina deportiva, y a lo mejor escribo más de ella más adelante. Entre eso y que en 6 meses me empezará a salir otra vez pelo me gustaría adquirir un nuevo aspecto físicamente hablando en mi vida.

Y eso es todo por hoy. En cuanto a la cuarentena la sigo llevando bien, me estoy aficionando a pasatiempos temporales que se que dejaré cuando termine la cuarentena, como ver partidos de la NBA, que dejaré de ver cuando vuelva la Fórmula 1, y estoy empezando a hacer más deporte en mi día a día y a tratar de definir mejor mis objetivos personales, físicos y mentales para los próximos 30 años, partiendo siempre de la gran máxima de que "Dios se ríe de los que hacen planes".

Eso es todo por hoy querido diario.

----------------------------------------
 Busca más posts interesantes en el Indice.

No hay comentarios:

Publicar un comentario